MUNICIPIOS - El Cronista San Martín" /> MUNICIPIOS - El Cronista San Martín" />
19/05/2022

El Cronista San Martín

Prof. Salvador Mazza – Salta – Republica Argentina. Portal de noticias Nacionales, Provinciales y Regionales.

MUNICIPIOS

Nadie controla los precios de los alimentos en el interior provincial

11 DE FEBRERO 2022 – 00:11 El costo de los artículos de primera necesidad, incluso aquellos que figuran dentro del programa de Precios Cuidados, está por las nubes. La diferencia es del 100 por ciento en algunos casos

Nadie controla los precios de los  alimentos en el interior provincial
Una calle del centro de la ciudad de Tartagal. Agencia

$500 pesos un frasco de aceite de girasol por un litro y medio; $135 un litro de leche entera de marca popular ; $120 un paquete de fideo de medio kilo; $1.000 un kilogramo de queso tybo y $1.400 un kilo de costillas de carne vacuna. Un paquete de 3 jabones de tocador $220 y un frasco de champú de mediana calidad de 400 ml, $370. Los precios corresponden a la ciudad de Tartagal, pero bien podrían ser de cualquier lugar de la provincia.

Nadie realiza algún tipo de control, acuerdo de precios o lo que sea para que a la gente le resulte un poco menos honeroso alimentarse o higienizarse; y es que comparados con cualquier supermercado y hasta de cualquier comercio de barrio de la capital provincial, en la zona del norte de la provincia, por ejemplo, los precios son imposibles por lo elevado. La diferencia más notoria con la ciudad capital se dá en la carne vacuna que puede costar hasta el doble por lo que un bife o una milanesa es, desde hace tiempo, un lujo que muy pocos tartagalenses pueden darse.

Como en Tartagal no rige, ni tampoco se propuso un acuerdo de precios de artículos de primera necesidad, la decisión queda en manos exclusivamente de los comerciantes que, lejos de considerarse pequeños almaceneros, la mayoría son distribuidores, propietarios de supermercados y exportadores -por la cercanía con Bolivia- de productos que venden hacia el vecino país. Aún así, a la hora de acordar algún límite a los precios imposibles de la canasta familiar todo se escudan en que «los números no cierran» porque enfrente no tienen a nadie que negocie alguna canasta básica, con precios más accesibles.

Algo similar sucede con las frutas y las verduras que provienen en su mayoría de la vecina provincia de Jujuy y en menor proporción de Colonia Santa Rosa en el departamento de Orán. Un kilo de tomates cherry se vende a $300 y el resto de las frutas no bajan de ese precio y una plantita de brócoli hay que pagarla $150. Y es que el norte -una de las regiones más postergadas del país- está también a merced de la total especulación.

Precios cuidados

El 13 de enero pasado la Secretaría de Comercio Interior de la Nación, que conduce Roberto Feletti, explicaba que el nuevo Programa Precios Cuidados comprende un total de 1.321 productos, y que el acuerdo se realizaría en forma anual con revisiones trimestrales y correcciones mensuales en los valores. El organismo informaba además que «la nueva lista contiene artículos de los rubros y categorías de almacén, limpieza, librería, perfumería, cuidado e higiene personal, artículos para bebés, mascotas, frescos (lácteos, fiambres, pastas frescas, tapas de empanadas y de tartas), congelados y bebidas y es un acuerdo entre el Gobierno nacional y más de 100 empresas productoras de bienes de consumo masivo donde hay grandes empresas (el grueso de la canasta) y también pymes que se fueron sumando en las últimas renovaciones y que valoran la participación de sus productos en el programa».

 La vil excusa de que “los números no cierran”

El programa Precios Cuidados rige en nuestro país por noveno año consecutivo; se inició en 2014. A Precios Cuidados se sumó años atrás el programa Precios Esenciales, cuyos valores deben mantenerse por el lapso de 6 meses. El jueves de la semana anterior se terminó de negociar con frigoríficos la comercialización a precios accesibles de los siete cortes de carne vacuna que no se pueden exportar. El objetivo es que el plan “Cortes Cuidados” se extienda desde el 7 de febrero hasta el 7 de abril, fecha en la cual se analizarán las condiciones de prórroga para el resto del año y para que el kilo de los siete cortes más consumidos no supere los $800. 

En cuanto a los productos cárnicos por el momento lo más accesibles en Tartagal son el pollo ($240) y la carne de cerdo, gracias a que la producción de este producto es local luego de años de promoción de la carne de cerdo hasta que la misma rompió con la estacionalidad (Navidad, Año Nuevo). Un corte premium de cerdo se puede conseguir a $650 y un kilo de costillas a $550.
 


De esta manera, el asado se conseguirá a $ 699, la tapa de asado a $ 639, el vacío a $749, el matambre a $779, la falda a $499, la nalga a $799 y la paleta a $649. Representa una rebaja de entre 30 y 40% sobre los valores vigentes en el mercado.
Pero desde el 2014 que se creó Precios Cuidados o del último acuerdo de cortes, en el norte de la provincia nunca han regidos estos tipos de acuerdos porque ningún supermercadista o propietario de carnicerías se avino q firmar algún tipo de acuerdo. Con la excusa de que “los números no cierran” el kilo de asado que en las grandes ciudades se consigue a menos de $700, en Tartagal se adquiere al doble, es decir, $1.400. Ninguno de los otros cortes baja de ese precio por lo que la carne es un lujo al que pocas familias pueden acceder.

Grandes cadenas

 El Tribuno consultó con quien se encuentra a cargo de la presidencia del Centro de Empresarios de Tartagal, Ana Rosa Muñoz, acerca del porqué de la falta de vigencia de ese programa que en el país lleva 8 años. “En Tartagal, Precios Cuidados no existe porque son acuerdos que se hacen entre el Gobierno y las grandes cadenas, pero los comercios de Tartagal son chicos y no pueden hacer ese tipo de acuerdo por el tema del poco margen de ganancia que tienen. Acá solamente tenemos una sucursal de la cadena Chango Más, pero el resto no hizo convenios. Lo mismo sucede con el tema de los frigoríficos que acordaron precios cuidados de la carne”, comentó la joven comerciante que registra entre los asociados al centro que preside a varios supermercadistas mayoristas de la zona.