06/12/2022

El Cronista San Martín

Prof. Salvador Mazza – Salta – Republica Argentina. Portal de noticias Nacionales, Provinciales y Regionales.

POSIBLE FRENTE ELECTORAL

El «campo popular» sale a pelearle el voto a Sáenz – Por: Daniel Salmoral

 12 horas hace AUTOR: Daniel Salmoral

«Podemos, si hacemos las cosas bien, abrir un frente progresista y marcar la diferencia con este gobierno que está conformado con un claro perfil de centro derecha, más propio de Cambiemos que del Frente de Todos», sostiene un dirigente.

Los motivos de Walter Wayar para bajarse de su candidatura

DANIEL SALMORAL.- «Estamos construyendo un gran espacio del campo popular en Salta», le dijo el senador provincial y ex vicegobernador Walter Wayar el pasado viernes al programa «7 PM», y con ello renovó el entusiasmo de grupos políticos que comenzaron a difundir la entrevista por la amplia geografía provincial con la expectativa que más salteños adhieran y se sumen al ámbito del que habla el cacheño.

Las palabras de Wayar movieron un tablero provincial por estos días tranquilo, porque hay quienes consideran que el camino a la reelección de Gustavo Sáenz está pavimentado y sin baches a la vista, por eso después de las palabras del legislador vallista que se suma a lo que ya vienen expresando los dirigentes del Movimiento de Recuperación Justicialista, se empieza a generar expectativas en lugares ajenos al «planeta sancista», por eso anunciaron que trabajarán «full time» para que un nuevo espacio político con fuerte ADN peronista pueda ser una alternativa electoral para los salteños en 2023.

Lo de Wayar se agrega a lo ya anunciado por el dirigente del PRO, Martín Grande, quien ya dijo que desde su partido y su frente, Juntos por el Cambio, saldrá a enfrentar a Sáenz, por lo que el Gobernador tendría entonces rivales por «derecha y por izquierda» haciendo así interesante los comicios provinciales de abril o mayo del año que viene.

La frase «campo popular», que pretende referirse a partidos y dirigentes que provienen de la centro izquierda como el justicialismo, el radicalismo y el socialismo, es la que al parecer utilizará el peronismo de base para enfrentar a la CAP (Comisión de Acción Política del PJ) y los demás partidos que desde distintas génesis, vienen apoyando al primer mandatario desde 2015.

Los motivos de Walter Wayar para bajarse de su candidatura

Este frente liderado por Sáenz, viene invicto hasta ahora y sus principales referentes confían que en la contienda venidera volverán a ganar consolidando así el liderazgo de su jefe político.

«Vamos a seguir compartiendo el frente con Gustavo (Sáenz), aunque adelantamos que pediremos mayor participación en las decisiones para el próximo gobierno», le dijo a este Portal el titular de un partido que suma a la entente «gustavista» hace ya varios años, pero advirtiendo que no aceptarán a «libro cerrado» las decisiones que se tomen desde el CCGB.

«No sacaremos los pies del plato, pero tampoco seguiremos siendo socios silenciosos del Gobernador», afirmaron.

Desde los sectores de oposición y con lo dicho por el senador provincial por Cachi dando vueltas por los mentideros políticos, se han conocido adhesiones a la idea de armar un tinglado de oposición amplio, «al que trataremos de sumarle volumen político en los meses venideros, apoyándonos en las bases y no en las cúpulas como ocurre siempre», fue lo que lanzó un dirigente pejotiano que se mostró entusiasta con la idea de darle un perfil «nac&pop».

«Lo mejor que podrían hacer desde el gobierno es subestimarnos y seguir considerándonos zaparrastrosos», comentó uno de ellos, quién además agregó que a criterio de varios dirigentes políticos con dilatada historia en el PJ salteño, el gobierno empieza a mostrar fisuras por la falta de un liderazgo claro y firme por parte de Gustavo Sáenz, y ponen como ejemplo lo ocurrido en las últimas horas donde dos gerentes de importantes hospitales del interior dejaron la función, uno porque fue despedido y otro porque renunció, pero ambos por los mismos motivos: la falta de recursos materiales y humanos para cumplir con eficiencia la función encomendada.

Este hecho, más las diferencias entre funcionarios que ellos mismos se encargan de comentar fuera de los muros de la Casa de Gobierno, envalentona a sus rivales para abrir tiendas políticas desde la otra vereda del oficialismo.

«Podemos, si hacemos las cosas bien, abrir un frente progresista y marcar la diferencia con este gobierno que está conformado con un claro perfil de centro derecha, más propio de Cambiemos que del Frente de Todos», sostiene un dirigente que milita en agrupaciones afines al kirchnerismo y amplía diciendo: «Vamos ser más de un partido», y repasa algunos nombres: «seguro que allí estarán los peronistas auténticos, varios de ellos funcionarios actuales, que cuestionan a la CAP de Outes (Pablo); también estarán los del Partido de la Victoria; Libres del Sur; los socialistas; compañeros de gremios importantes que han quedado excluidos de la nueva CGT – Salta; sectores que fueron marginados de los frentes de izquierda; las varias agrupaciones K y sobre todo la gente que se siente molesta con la gestión de Sáenz pero que lo sigue votando porque no tienen opciones», lanzó.

Más allá del entusiasmo y el voluntarismo, lo cierto es que para convertir una verdadera oferta electoral con posibilidades ciertas de acceder al poder, hará falta elaborar una clara estrategia y sobre todo un programa de gobierno creíble que seduzca a un electorado descreído y apático, ajeno a todo lo que tenga que ver con la política y sus interpretes.

Para los comicios que vienen, ya no será cuestión de aparecer en los medios mostrando caras sonrientes acompañadas por mensajes vacíos y cargados de frases hechas, sino de hablarle a los ciudadanos de sus problemas cotidianos y la forma que buscarán para resolverlos.

Salta, como muchas otras provincias argentinas, sobre todo en esta región, tienen una dependencia casi absoluta de los recursos que lleguen desde Nación, gobierne quien gobierne, por eso hasta que no cambie la matriz productiva, Salta, por ejemplo, dependerá en buena medida de lo que sus gobernantes consigan, como sea, de la Casa Rosada.

Sáenz en eso mostró gran capacidad, de allí que la provincia desarrolla obras de infraestructura importantes que de otra manera no serían posible llevar adelante.

Desde la oposición dicen saber eso, por eso aclaran que «Sáenz no es el único que puede gestionar recursos y apoyos nacionales».

65475-grande-reconocio-la-derrota-y-dijo-que-dejo-su-vida-en-la-canchaEsos dichos salen desde el espacio de Juntos por el Cambio, quienes aseguran que volverán a gobernar el país desde el 10 de diciembre de 2023.

Lo cierto, más allá de las especulaciones, es que hasta ahora no hay frentes definidos y menos aún nombres para gobernador, salvo Martín Grande.

El resto avisan que están construyendo y que los candidatos recién podrían aparecer después del mes de julio.

Todos, desde el espacio que sea, saben, aunque no lo dirán, que con poner ganas no alcanza y a pesar que falten meses para la elección, el tiempo es escaso para la compleja empresa que tienen por delante, por eso en los días por venir volveremos a ver rostros conocidos y otros nuevos que saldrán por diferentes medios a buscar adhesiones y simpatías en los futuros votantes.

Una ex legisladora, contaba en mesa de café que las palabras «campo popular» suenan lindo, pero hará falta más que eso para lograr que en estos tiempos de tantas carencias y mentiras por parte de no pocos dirigentes políticos, la gente confíe y lo que es más importante, finalmente los vote.